viernes, julio 31, 2009

¿Dios es laico o sacerdote?

Hoy quiero lanzar una pregunta que me ha surgido y a para la que no tengo todavía una respuesta clara: ¿Dios es laico o sacerdote?

La pregunta puede parecer que la hago en broma, pero nada más lejos de mi intención. Conociendo el significado de laico y de sacerdote, ¿Dios es lo uno o lo otro? ¿O no es ninguna de la dos cosas?

Dios no es ni hombre ni mujer. Dios no es ni alto ni bajo. Pero en el caso de la pregunta que hago no tengo tan claro que no sea ni laico, ni sacerdote.

Porque el sacerdote es el que ofrece sacrificios, y Dios se ha ofrecido todo Él en sacrificio, lo ha hecho en el Hijo, pero lo ha hecho Dios. Es cierto que el Hijo se ofrece al Padre en sacrificio, pero también es cierto que el Padre y el Espíritu Santo estaban allí en el Calvario.

Por otra parte, Dios es la fuente primigenia de todo sacerdocio. Todo sacerdocio auténtico proviene de una única fuente que es Dios.

Sin embargo, sigo sin tenerlo claro. Aunque me inclino a pensar que sí, que Dios es un Dios sacerdotal, que Dios mismo se ofrece por nosotros a la mayor gloria de Dios. Dios no se puede ofrecer Él mismo a sí mismo, nadie puede ofrecer algo a sí mismo, no tiene sentido. Pero a través de la vida trinitaria sí que es posible: el Hijo se ofrece al Padre. Por otra parte, Dios se ofrece a la Humanidad. Es decir, todo Dios, entero, se ofrece pro nobis. En ese sentido, sí que Él es sacerdote de sí mismo.

La donación ha sido total. No podemos tomar su naturaleza íntegra, pero sí una participación, sí su perdón, su gracia. Él se ha dado entero, se ha sacrificado. Él se ha dado sin buscar ningún fin egoísta, su sacrificio, no puede ser más que ad maiorem Dei gloriam.

El post de hoy puede parecer un mero juego intelectual, pero creo que ésta es una cuestión de una profundidad abismal. No suelo leer los comentarios, pero hoy sí que lo haré.

Este blog lo leen no pocos sacerdotes y personas que saben de teología, así que espero mañana poder ofrecer el resultado de mis reflexiones tras haber escuchado a todos.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada